PROFUNDIZAN SOBRE IDEOLOGÍA DE GÉNERO EN EL INSTITUTO DE LA ARQUIDIÓCESIS

Monterrey, N. L. (www.pastoralsiglo21.org) 3 de abril del 2017.- Para ahondar en las causas y efectos de la ideología de género que ha querido imponer en México el Presidente Enrique Peña Nieto, se llevó a cabo una conferencia sobre el tema ante alumnos e invitados del Instituto de la Arquidiócesis.

Fue en el salón de conferencias del plantel en donde Marcial Padilla, director de Conparticipación, habló durante más de una hora sobre algunas implicaciones de esta ideología.

Dijo que los conceptos que maneja la ideología de género han cambiado con el tiempo en Estados Unidos, por ejemplo, de acuerdo a It’s Pronounced Metrosexual, de incluir algunos conceptos en una primera versión, los cambió e incluyó otros al tratar de definir a la persona usando como modelo una galleta de jengibre.

De acuerdo a este modelo hay una identidad de género, expresión de género, sexo biológico, identidad, atracción, expresión, y además diferencia entre atracción sexual y atracción romántica. Al final, entre tantos conceptos cambiantes se llega a una gran confusión.

Agregó que de acuerdo a la ideología de género, las premisas son:

  • Lo que sientes es lo que eres.
  • No aceptes nada, ni la biología.
  • Eres un caos. No hay relación entre forma-función-finalidad.
  • Sexocentrismo: ve todo en clave al sexo.
  • Erocentrismo: Todo placer es erótico, también en los bebés y niños.
  • Si clasificas algo, eres violento.
  • Todo son expresiones de sexualidad.

En cambio, la premisa básica y biológica que existe es: Se nace hombre o mujer. El hombre está hecho para la mujer y la mujer para el hombre. Donde hay un hombre y una mujer puede haber vida.

Comparó este hecho biológico con la función del ojo, que al decir que está hecho para ver, no discrimina a quien no puede ver.

En el 2016, los promotores de la ideología de género redactaron los principios de Yogyakarta para influir en la legislación internacional para incorporar esta ideología.

El co-presidente de este grupo de promotores fue Vitit Muntarbhorn, actual enviado especial de la ONU para promover la ideología de género en los diferentes países que le abran las puertas.

Luego enumeró las iniciativas que propuso el Presidente de México para adoptar la ideología de género: cambiar el artículo 4 de la Constitución para ajustarlos al modelo de matrimonio y adopción de esta ideología, además de otra iniciativa para cambiar el Código Civil Federal para que no se limite el matrimonio a la unión entre un hombre y una mujer, para que desaparezcan las causales de divorcio, se eliminen los exámenes médicos prenupciales y se pueda cambiar el sexo legal por solicitud de cualquier persona sin excluir a menores de edad, entre otras iniciativas.

Se supo que después de que el Presidente tomó estas acciones, México recibió un préstamo de dinero muy fuerte, explicó.

La ideología de género es algo que viene de afuera de México, agregó, no es algo que surja como nación, o que el mexicano pida; es una agenda que viene de fuera y que donde menos se ha podido infiltrar es en los países africanos. Por ahora se busca adoctrinar a Latinoamérica.

Por Rocío Díaz